Nuestra máxima es lograr una producción ecológica.

Reducción de las emisiones de CO2 directas e indirectas.

Nos hemos propuesto reducir las emisiones de CO2 por vehículo derivadas de la producción hasta 2012 en un 20% respecto a la cifra de 2007. El éxito será el resultado de la suma de muchos factores, como por ejemplo:

  • el uso de energía geotérmica como parte de un concepto global de suministro de calefacción y refrigeración en la nueva nave de producción de Rastatt. Ahorro de CO2: aprox. 2.600 toneladas por año;
  • la optimización de la calefacción, la refrigeración y la ventilación de los edificios mediante el uso de máquinas nuevas de bajas emisiones. Un índice de ventilación 23% inferior de media supone 30.000 megavatios/hora (MWh) anuales menos de calefacción y 22.000 megavatios/hora (MWh) menos de energía. Ahorro de CO2: aprox. 19.500 toneladas por año;
  • la generación de energías neutras desde el punto de vista de las emisiones de CO2, gracias al uso de instalaciones fotovoltaicas en varias sedes.

Reducción de los residuos de disolventes.

Preservación de los recursos naturales y reducción de los residuos.

Recomendar página